¿Todos los africanos que vienen a Europa son migrantes económicos?

 

migrantes

ma

Por: Manuel Antonio Conde

Twitter: @maconder

La opinión generalizada en la población europea y la mayoría de la clase política, opinan que los africanos son migrantes económicos, es decir, todas las personas que se desplazan hacia nuestros países lo hacen huyendo de la pobreza y la marginación en sus países de origen. Aunque es cierto que en numerosos casos es cierto, existen migrantes que lo hacen por razones políticas, ya que sus países no son los más democráticos del mundo.

El caso de los migrantes eritreos, los cuales migran de su país por cuestiones políticas, por lo que tendríamos que considerarlos Refugiados Políticos. Eritrea, país africano de los más cerrados del continente, pues es prácticamente nula la existencia en el mismo de periodistas y de miembros de ONGs, pues el gobierno bloquea la información en el país. Ha sido denunciado por Amnistía Internacional por las condiciones en las que viven sus habitantes, y a pesar de ello Eritrea, la antigua y única colonia italiana en África, continua siendo un país olvidado y marginado. Los eritreos, de mayoría católica, en su camino de migración hacia Europa caen con mucha facilidad en las redes de los traficantes de personas.

Otro ejemplo, son los migrantes de Gambia a los que también tendríamos que considerar Refugiados Políticos, pues al igual que el anterior, su país vive en una dictadura desde que Yahya Jammeh llegará al poder tras un golpe de Estado en 1994. En Gambia está restringida la libertad de prensa y esta perseguida la homosexualidad bajo la pena de decapitación si son descubiertos.

Otros migrantes que llegan a Europa son los sudaneses del sur, de igual forma huyendo de la guerra que asoló al país durante más de 20 años. A pesar de que Sudan del Sur es un país fundado en 2011 tras su separación de Sudán, pero a pesar de ello aún continúan teniendo en sus fronteras conflictos tribales entre varios grupos étnicos del país.

Pues como podemos observar, eritreos, gambianos y sudaneses de sur, a priori podríamos considerarlos Refugiados considerando su origen y teniendo en cuenta la definición que hace la Convención de Ginebra sobre el Estatuto de los Refugiados, donde indica que un refugiado es una persona que “debido a fundados temores de ser perseguida por motivos de raza, religión, nacionalidad, pertenencia a un determinado grupo social u opiniones políticas, se encuentre fuera del país de su nacionalidad y no pueda o, a causa de dichos temores, no quiera acogerse a la protección de sus país; o que careciendo de nacionalidad y hallándose, a consecuencia de tales acontecimientos fuera del país donde antes tuviera su residencia habitual, no pueda o, a causa de dicho temores no quiera regresar a él”… Esta definición hace posible que además de los antes mencionados, muchos otros africanos también es muy posible que sean considerados Refugiados o incluso “Refugiados por causas económicas”

Aunque no tiene “aún” ningún significado legal en el derecho internacional que ampare a los desplazados por los desastres de origen natural o causados por el cambio climático, ya nos tenemos que plantear una redefinición del concepto de refugiado, tal como hace Suecia o Finlandia, al considerar una nueva figura, el de los “Refugiados climáticos o ambientales”, que son aquellas personas que han tenido que abandonar sus casas en Senegal por la sequía, en Mozambique por la inundaciones, …

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Educación Social. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s